Esta salsa verde de cilantro es solo para valientes.

Antes de que te pongas en modo hater con el cilantro (que si sabe a lavavajillas, que si no debería comerse, blablablá) déjame contarte que además de ser antiinflamatorio y antibacteriano, tiene un gran poder quelante, es decir, es capaz de captar los metales pesados que se acumulan en tu body y mandarlos para afuera, ya tu sabes.

Quizá esto te anime a superar tu aversión y darle otra oportunidad.

¿Para qué puedes usar esta salsa verde?

  • Para acompañar a una carne o pescado a la plancha o al horno
  • Para aliñar una ensalada
  • Para aliñar unas patatas asadas o cocidas
  • Para comer con unos mejillones al vapor
  • Para mezclar con otros dips, como esta salsa de queso de anacardos

Salsa de cilantro

 Raciones: 400 ml aprox.

 Preparación: 5 '

 Cocción: -

 Total: 5 '

Ingredientes

  • 2 puñados inmensos de cilantro, algo así como dos tazas bien apretadas. Si no tienes tanto puedes mezclar el cilantro con una hojas de kale o lechuga o espinacas.
  • ½ taza de aceite de oliva, 125 ml
  • 1/3 de taza de pipas de girasol o calabaza o el fruto seco que quieras, unos 60 g
  • 2 cucharadas de zumo de limón
  • 1 diente de ajo pelado
  • ½ cucharadita de sal

Instrucciones

  1. Lava el cilantro bajo el grifo y sacude el exceso de agua.
  2. Coloca todos los ingredientes en el interior de una batidora o procesador de alimentos y tritura hasta lograr la textura que prefieras.